Castellano

Información importante sobre IQOS

Buenas Prácticas de Conversión para Productos Sin Humo de PMI

PMI ofrece una variedad de productos sin humo de calidad y científicamente verificados que son opciones mejores que continuar fumando. Nuestra visión es que nuestros productos sin humo algún día reemplacen a los cigarrillos.

  1. Fumar cigarrillos causa enfermedades graves y es adictivo. Sin lugar a dudas, la mejor decisión que cualquier fumador puede tomar es dejar el consumo de tabaco y nicotina por completo.
  2. Los menores no deberían consumir tabaco ni nicotina en ninguna forma.
  3. Los productos sin humo de PMI son para adultos que de otro modo continuarían fumando o usarían otros productos con nicotina.
  4. No ofrecemos productos sin humo de PMI a personas que nunca han consumido tabaco o productos con nicotina o que han dejado de consumir tabaco y productos con nicotina. Nuestros productos sin humo no son alternativas a dejar el hábito y no están diseñados como herramientas de cesación.
  5. Los productos sin humo de PMI no están exentos de riesgo y con su uso se inhala nicotina, que es adictiva. Sin embargo, cambiar a un producto sin humo es una mejor opción que continuar fumando.
  6. Apoyamos a nuestros usuarios adultos de productos sin humo en su proceso de cambio completo a través de la información y la orientación.
  7. Para que los consumidores experimenten las ventajas de los productos sin humo, deben cambiar por completo y dejar de fumar de forma permanente.
  8. Facilitamos a los consumidores toda la información relevante sobre la seguridad de nuestros productos sin humo.

Advertencias e instrucciones de seguridad

Tabaco y nicotina

  • Las unidades de tabaco para calentar contienen nicotina, que es adictiva.
  • IQOS y las unidades de tabaco para calentar no están exentos de riesgo. La mejor manera de reducir los riesgos para la salud relacionados con el tabaco es dejar el consumo de tabaco y de nicotina por completo.
  • Algunos usuarios de IQOS y de unidades de tabaco para calentar informaron que experimentaban dolor abdominal, dolor de pecho, sensación de asfixia, tos, dificultad para respirar, mareos, sequedad de boca, sequedad de garganta, gingivitis, dolor de cabeza, malestar, congestión nasal, náuseas, irritación de la boca, palpitaciones, irritación de la garganta y vómitos.
  • Los productos que contienen nicotina no deben ser utilizados por personas que tengan o corran el riesgo de tener enfermedades cardíacas, sean diabéticas, epilépticas o sufran convulsiones.
  • Los productos que contienen nicotina no deben utilizarse durante el embarazo o la lactancia. Si está embarazada, en periodo de lactancia o cree que puede estarlo, debe dejar de consumir tabaco y nicotina por completo.
  • Dejar de fumar o cambiar a IQOS o a otros productos que contengan nicotina puede requerir el reajuste de la dosis de ciertos medicamentos (por ejemplo, teofilina, clozapina, ropinirol).
  • Si tiene dudas sobre si debe utilizar IQOS y las unidades de tabaco para calentar en vista de un problema de salud existente, consulte a un profesional de la salud.

Uso exclusivo de unidades de tabaco para calentar

  • Solo compre unidades de tabaco para calentar en los puntos de venta autorizados.
  • Solo utilice IQOS con las unidades de tabaco para calentar.
  • Nunca use IQOS con un cigarrillo o productos similares que no estén diseñados para su uso con IQOS. Hacerlo puede provocar daños.
  • No modifique las unidades de tabaco para calentar de ninguna manera ni añada ninguna sustancia a las mismas. Hacerlo puede provocar daños.
  • Nunca use IQOS con un cigarrillo o productos similares que no estén diseñados para su uso con IQOS. Hacerlo puede provocar daños.

Degradación de batería

Los dispositivos IQOS, tanto cargadores como dispositivos, contienen una batería de iones de litio. La batería de iones de litio de los dispositivos es un componente consumible que se degrada con el uso y el tiempo. Este es un proceso natural común en todas las baterías recargables de iones de litio. A medida que la batería envejece, los ingredientes activos del interior de la misma tienen menos capacidad de retener energía, lo que provoca una disminución permanente de la capacidad máxima de la batería y de la energía útil. Además, los ingredientes activos se vuelven menos eficaces para suministrar energía, lo que resulta en una disminución de la capacidad de la batería de ofrecer suficiente energía para el funcionamiento de los componentes de los dispositivos electrónicos. Como resultado, cuando proceda, la duración de cada uso puede parecer más breve, el número de caladas o usos con una carga completa pueden parecer más reducidos, el segundo uso consecutivo puede parecer más corto o faltar, o puede que algunas funciones del dispositivo no se ejecuten.

La batería es un sistema químico que requiere ciertos rangos de temperatura durante la carga y la descarga para funcionar de forma óptima y minimizar la degradación de la capacidad de la misma a lo largo de su vida útil. Aunque su dispositivo tiene un rango de operación específico dentro del cual va a funcionar, operar en los extremos de este rango degradará su batería más rápidamente. Su dispositivo viene con un software personalizado para controlar los parámetros de carga con el fin de maximizar la vida útil del mismo. Estos algoritmos pueden contribuir a la duración de la batería, pero nunca podrán mitigar por completo los mecanismos normales de desgaste de las baterías de litio. El funcionamiento a altas y bajas temperaturas del dispositivo acelerará su degradación natural. Incluso si no utiliza su dispositivo, las baterías contienen sistemas químicos que pueden degradarse con el tiempo. Para ralentizar el proceso de degradación de la batería, recomendamos cargar el dispositivo dentro de la zona de temperatura recomendada, no mantenerlo descargado durante largos periodos de tiempo y utilizar los cables de carga y los adaptadores de corriente que vienen junto con el dispositivo según las guías de usuario.

Lea más información importante en las preguntas frecuentes aquí.

Encontrará comunicaciones para el consumidor en el sitio web que provienen de las siguientes fuentes:

IQOS deja significativamente menos manchas en tus dientes que los cigarrillos*.
Información importante: si los dientes ya tenían manchas, cambiar a IQOS no revertirá el color de dichas manchas.
*Fuente: estudio no clínico de laboratorio realizado en Suiza con dientes humanos y los compuestos dentales más comúnmente utilizados. A diferencia de las condiciones reales, los dientes no fueron expuestos a otras sustancias que producen manchas como café, té o vino, que pueden influenciar los resultados.
IQOS emite un 95 % menos de sustancias químicas dañinas que los cigarrillos*.
Información importante: Esto no implica necesariamente un 95% de reducción en el riesgo. IQOS no está exento de riesgo.
*«Un 95 % menos» representa la reducción media en los niveles de una serie de sustancias químicas dañinas (excluyendo la nicotina) comparado con el humo de un cigarrillo de referencia.
IQOS emite, de media, un 95% menos de niveles de sustancias químicas dañinas en comparación con los cigarrillos*.
Información importante: Esto no implica necesariamente un 95% de reducción en el riesgo. IQOS no está exento de riesgo.
*Reducciones de media en los niveles de una serie de sustancias químicas dañinas (excluyendo la nicotina) comparado con el humo de un cigarrillo de referencia.
Basado en estudios científicos realizados con unidades de tabaco para calentar del fabricante diseñadas para IQOS.
IQOS emite significativamente menores niveles de sustancias químicas dañinas en comparación con los cigarrillos*.
Información importante: IQOS no está exento de riesgo.
*Reducciones de media en los niveles de una serie de sustancias químicas dañinas (excluyendo la nicotina) comparado con el humo de un cigarrillo de referencia. Consulta la sección de información importante en IQOS.com.
Basado en estudios científicos realizados con unidades de tabaco para calentar del fabricante diseñadas para IQOS.
LOS CIGARRILLOS PRODUCEN ALQUITRÁN. IQOS NO.
El alquitrán es el residuo del humo que se genera después de quemar un cigarrillo. IQOS no produce alquitrán, porque calienta tabaco en lugar de quemarlo. Genera un residuo del aerosol que es fundamentalmente diferente al del alquitrán del cigarrillo, y contiene niveles significativamente inferiores de sustancias químicas dañinas.*
Información importante: La ausencia de alquitrán no significa que IQOS esté exento de riesgo. Con su uso se inhala nicotina, que es adictiva.
*Reducciones de media en los niveles de una serie de sustancias químicas dañinas (excluyendo la nicotina) comparado con el humo de un cigarrillo.
Basado en estudios científicos realizados con unidades de tabaco para calentar del fabricante diseñadas para IQOS.
LOS CIGARRILLOS PRODUCEN ALTAS CANTIDADES DE MONÓXIDO DE CARBONO, IQOS NO.
Los cigarrillos queman el tabaco, lo que produce grandes cantidades de monóxido de carbono. IQOS no quema tabaco, produciendo, de media, un 98 % menos de monóxido de carbono (CO) y niveles significativamente más bajos de otras sustancias químicas dañinas en comparación con los cigarrillos.*
Información importante: Esto no implica un 98 % de reducción en el riesgo. IQOS no está exento de riesgo y con su uso se inhala nicotina, que es adictiva.
*Fuente: Medimos los niveles de ciertas sustancias químicas dañinas, priorizados para su reporte por reconocidas organizaciones de salud pública, y estos se reducen de media un 95% en comparación con el humo de un cigarrillo (excluida la nicotina).
Basado en estudios científicos realizados con unidades de tabaco para calentar del fabricante diseñadas para IQOS.
Más de 13,9 millones de fumadores adultos han dejado de quemar tabaco y se han cambiado a calentarlo con IQOS*.
*Fuente: datos financieros o estimaciones de PMI, panel de usuarios de IQOS y estudios de mercado de PMI. Datos actualizados en marzo de 2021. Usuarios de IQOS que han dejado de fumar cigarrillos totalmente y para los que las unidades de tabaco para calentar de PMI representan, al menos, un 70% de su consumo de tabaco para calentar en los últimos 7 días.
Hay más de 19,1 millones* de usuarios de IQOS en todo el mundo, de los cuales 13,9 millones** han dejado totalmente los cigarrillos.
*Fuente: datos financieros o estimaciones de PMI, panel de usuarios de IQOS y estudios de mercado de PMI. Datos actualizados en marzo de 2021. Usuarios de IQOS para los que las unidades de tabaco para calentar de PMI representan, al menos, un 5% de su consumo diario de tabaco en los últimos 7 días.
**Usuarios de IQOS que han dejado los cigarrillos totalmente y para quienes las unidades de tabaco para calentar de PMI representan al menos el 70 % de su consumo de tabaco para calentar en los últimos 7 días.
Miles de fumadores adultos en todo el mundo cambian a IQOS cada día*.
*Fuente: Datos actualizados en marzo de 2021. Usuarios únicamente de productos de tabaco para calentar que utilizan las unidades de tabaco para calentar de PMI y representan al menos un 70 % de su consumo de tabaco para calentar de los últimos 7 días. Datos financieros o estimaciones de PMI, panel de usuarios de IQOS y estudios de mercado de PMI.
Cada día, miles de fumadores adultos en todo el mundo dejan de quemar tabaco y empiezan a calentarlo con IQOS*.
*Fuente: Datos actualizados en marzo de 2021. Usuarios únicamente de productos de tabaco para calentar que utilizan las unidades de tabaco para calentar de PMI y representan al menos un 70 % de su consumo de tabaco para calentar de los últimos 7 días. Datos financieros o estimaciones de PMI, panel de usuarios de IQOS y estudios de mercado de PMI.
La mayoría de fumadores que cambian a IQOS dejan completamente los cigarrillos*.
*Fuente: Datos financieros o estimaciones de PMI, panel de usuarios de IQOS y estudios de mercado de PMI.
IQOS es el n.º 1* de los dispositivos para calentar tabaco.
*Fuente: Estimación global de PMI de ventas totales en mercado de unidades de tabaco para calentar a febrero del 2021 (excluyendo a China y EE. UU.).
Los fumadores que cambiaron a IQOS dicen que tienen una sensación y un regusto menos desagradable en su boca en comparación a cuando fumaban un cigarrillo*.
* Fuente: encuesta en línea realizada por agencias de investigación de mercado externas en 2016.